¿Quieres ser un Muckraker?

Muckraker es, en inglés, el nombre con el que se conoce al periodista o grupo semiorganizado de periodistas o escritores norteamericanos que, a comienzos del siglo XX, se dedicaron a denunciar públicamente la corrupción política, la explotación laboral y una serie de abusos, inmoralidades y trapos sucios de personajes e instituciones de la época. Del inglés, significa 'removedor de basura'.

Hemos adoptado este nombre para las personas que quieran ayudarnos con un proyecto del programa de Democracia y Contrapoder, liderado por el Thinking Lab (grupo de investigación de Greenpeace).

El discurso del odio encuentra en las redes una vía para extenderse rápidamente: publicaciones que fomentan rumores, webs con contenido discriminatorio, comentarios de rechazo hacia un colectivo, lemas y consignas racistas, sobredimensión de incidentes en la prensa, etc... Cada vez más la población está adoptando posiciones radicales que incrementan el odio: odio a las mujeres (misoginia), odio a las personas migrantes (racismos e islamofobia) y odio a personas de diversidad afectivo-sexual (LGTBifobia)...

En un canal donde no hay una figura de autoridad que pueda discernir qué es verdadero o falso, los rumores o las informaciones malintencionadas (por motivos políticos o económicos) se convierten en verdad. A esto se le ha llamado “postverdad”: algo es cierto cuando un número suficiente de personas así lo creen. No importa que sea falso, porque esa posverdad servirá para construir el imaginario de la persona y le guiará en sus elecciones políticas. Una vez está integrada en su ideario, es muy difícil de combatir, dado que la primera información que recibimos sobre algo es la que solemos dar por válida.

Desde Greenpeace queremos destapar como Whatsapp se está transformando en una herramienta que contribuye a esos discursos de odio y que alimentan movimientos políticos extremos (de ultraderecha). Estos discursos viralizan y complican el debate, lo que provocan pérdida de derechos fundamentales y de protección de medioambiente.

Es fundamental combatir los discursos de odio y apuntar a la responsabilidad de las gigantes de las TIC (Facebook, Twitter, Google) para que tomen medidas y eviten la propagación de estos mensajes en sus espacios.

Seguro que tú también los recibes. ¿Nos ayudas?

Buscamos analistas que nos ayuden a rastrear en Whatsapp bulos (fake-news) que incitan al odio y polarizan a la sociedad. Si te comprometes y tienes disponibilidad, te convertirás en un muckraker o rastreador en Whatsapp de esas noticias con titulares que indignan y polarizan.

Si te interesa esta labor detectivesca, únete al grupo de Muckrakers de Greenwire. En enero nos organizaremos y os compartiremos un Manual de Instrucciones de cómo llevar a cabo estas investigaciones. 

Gracias por vuestro interés ;)